Ampliación de los plazos tributarios

 

Muhammad Ali dijo una vez: “No cuentes los días, haz que los días cuenten”.

Somos conscientes de que la situación actual es de una complejidad inmensa, los días se hacen largos y extrañamos estar con nuestros seres queridos. Pero no nos equivoquemos, la puerta de salida debemos atravesarla todos juntos.

Para aquellos que estáis en casa y tenéis dudas sobre cuestiones tributarias, hoy os traemos un pequeño post sobre algunas de las novedades introducidas por el RD 8/2020, de 17 de marzo. El Gobierno ha decidido ampliar los plazos tributarios en relación a:

 

  • Los plazos de deuda tributaria del artículo 62 en sus apartados 2 y 5 de la Ley General Tributaria.
  • Los vencimientos de los plazos y fracciones de los acuerdos de aplazamiento y fraccionamiento concedidos.
  • Los plazos relacionados con el desarrollo de subastas y adjudicación de bienes.
  • Los plazos para atender requerimientos, diligencias de embargo y solicitudes de información o trascendencia tributaria o para formular alegaciones ante actos de apertura de dicho trámite.
  • Devolución de ingresos indebidos y rectificación de errores materiales y de revocación.

 

Si estos plazos no han concluido el 17 de marzo de 2020, se amplía su tiempo de duración hasta el 30 de abril de 2020. Por el contrario, y a excepción del último plazo, si el plazo se comunica a partir del 17 de marzo de 2020, éste se amplía hasta el 20 de mayo de 2020.

 

Cuestiones tributarias a tener en cuenta entre el 17 de marzo y el 30 de abril de este año 2020

 

Rafael Nadal dijo una vez: “No creo que las cosas cambien por sí solas, las tienes que hacer cambiar”. Es la hora de pensar en cambiar, no por ti, sino por todos.

Según el RD 8/2020, Durante el 17 de marzo de 2020 y el 30 de abril de 2020 se prevé lo siguiente, a nivel tributario:

 

  • Este periodo no computa en los procedimientos tributarios, sancionadores o de revisión a los efectos de su duración máxima. Esta apreciación no se prevé para los trámites imprescindibles.
  • Este periodo no computa si se trata de un plazo estipulado en el artículo 66 de la Ley General Tributaria.
  • Este periodo no computa a efectos de plazos de caducidad.
  • En cuanto a los recursos de reposición y los procedimientos económico-administrativos, con el simple intento de notificación de la resolución se entenderá que la misma se ha notificado.